VIAJES

un viaje esperado

POR JOSÉ FRANCISCO MARTÍNEZ  BATTISTINI

Siempre al comienzo de cada año escolar escuchaba la misma historia de mis compañeros:  ‘‘¿Qué hiciste en el verano? Yo fui con mi familia a Disney’’. Todos los años crecía la envidia cada vez más, siendo yo el único, básicamente, que no fue a Disney. Pasaron los años y seguía la misma historia, pero contada por diferentes personas. Mi tristeza aumentaba, hasta que llegó el año más glorioso, el año supuesto a ser el fin del mundo 2012. Sé que están pensando lo mismo, “coño al fin se le dio, fue a Disney”. Pues, se equivocan. No fui a Disney. Sin embargo, ese año fue la primera vez que viajé en mi vida. Fui con mi familia a Filadelfia por tres días y, luego, dos semanas a Virginia a casa de mi prima. El viaje se enfocó en un poco de turisteo por el área y casi todos los museos en Washington D.C.

Fue una experiencia tremenda, que provocó mi decisión de que algún día me mudaría a los United. Aunque el estado no estaba todavía determinado, dejaría que la vida pasara, como de costumbre. Después de cinco años de Universidad, llegó el momento y brinqué el charco al estado de Texas, en el cual llevo viviendo ya hace casi tres años. Se siente como viajar todos los días viendo cosas nuevas sin tener que montarme en un avión; solo una maleta y un carro es suficiente. A veces un par de minutos y otras veces algunas horas, se puede llegar a otra ciudad.

Este es apenas el comienzo de mis viajes. También, he ido a Indiana. Honestamente no hay mucho para hacer. Sin embargo, he ido a Chicago y volvería sin pensarlo dos veces. Espero que para el año que viene toda esta situación de la pandemia mejore y podamos volver a viajar sin miedo alguno para dar uno de mis viajes más deseados: EUROPA. 

Tristemente, hasta el momento NO, no he podido ir a ver a Mickey Mouse a su castillo, pero espero que en un futuro pueda tachar ese destino de mi lista y poder decir ‘‘fui a Disney’’.


Follow My Blog

Get new content delivered directly to your inbox.